Nuevo

Tecumseh I - Historia

Tecumseh I - Historia


We are searching data for your request:

Forums and discussions:
Manuals and reference books:
Data from registers:
Wait the end of the search in all databases.
Upon completion, a link will appear to access the found materials.

Tecumseh I

(Monitor: t. 1.034; 1. 223 '; b. 43'8 "dph. 13'6"; B. 7 k.
cpl. 100; una. 2 15 "D. sb .; c ;. Canonicus)

El primer Tecumseh, un monitor de torreta única con casco de hierro, fue lanzado el 12 de septiembre de 1863 en Jersey City, Nueva Jersey, por Secor and Co., de la ciudad de Nueva York, y fue encargado en el Navy Yard de Nueva York el 19 de abril de 1864. , Comdr. Tunis A. M. Craven al mando.

Aunque estaba programado para fortalecer el Escuadrón de Bloqueo del Golfo Occidental del Contraalmirante Farragut para las próximas operaciones contra las fortificaciones confederadas que protegen la Bahía de Mobile, a Tecumseh se le ordenó servir temporalmente con el Escuadrón de Bloqueo del Atlántico Norte, luego severamente gravado por las operaciones del General Grant contra Richmond, particularmente por el General de División. El aterrizaje planeado de Benjamin F. Butler para establecer una cabeza de puente a través del James en Bermuda Hundred. A principios de mayo fue asignada a la Flotilla de James River; y ascendió el río para proteger el envío de la Unión de las fuerzas navales confederadas debajo de Richmond.

Para evitar que los buques de guerra confederados descendieran de los tramos navegables superiores del James, el Ejército y la Armada de la Unión cooperaron para bloquear el canal. Tecumseh participó en este esfuerzo del 15 al 18 de junio hundiendo cuatro cascos, estirando un brazo pesado a través del canal sosteniendo un cable de cadena que extendía un brazo pesado a través de las llanuras; y hundir una goleta a lo largo de la margen derecha del río desde la que se extendía una pequeña botavara hasta el llano.

Tres días después de que se completaran las obstrucciones, el comandante en jefe de Tecumseh, Comdr. Craven, notó que el enemigo estaba construyendo una línea de parapetos en Howlett's Farm. Los artilleros de Tecumseh tripulaban sus Dahlgrens, y Craven ordenó "comenzar a disparar". Cinco proyectiles pesados ​​cayeron en medio del campamento enemigo.

y cuadrilla de trabajo. Craven informó: "Le arrojé en las cercanías de la cuadrilla de construcción Confederada cinco proyectiles de 16 pulgadas, dos de los cuales explotaron en el lugar correcto, destruyendo una plataforma, arrojando la tabla y las vigas en todas direcciones". Los proyectiles de la Unión levantaron un verdadero nido de avispas. A las 11.30, el enemigo desenmascaró una batería de cuatro cañones.

Tecumseh reanudó el fuego y Craven ordenó a Canonicus y Saugus que se enfrentaran también. Los cañones enemigos respondieron; y, media hora más tarde, los acorazados confederados cerca de Dutch Gap comenzaron lo que Craven denominó "un salvaje fuego cruzado". Los barcos enemigos, sin embargo, estaban ocultos por una línea de árboles y, por lo tanto, los cañones de la Unión no pudieron alcanzarlos.

"Nuestro fuego fue lanzado lentamente y con gran precisión", escribió Craven, "la mayoría de nuestros proyectiles explotaron dentro de las obras del enemigo". Tecumseh cesó el fuego a las 13:30, cuando Craven le dio a su tripulación media hora para descansar y cenar antes de lanzar un fuego lento y devastador de 14:00 a 16:00. Durante el enfrentamiento, el monitor disparó 46 proyectiles de 16 pulgadas y no fue alcanzado por ninguno. devolver el fuego. Ella y sus buques de guerra hermanos de la Unión habían rechazado la amenaza confederada a la línea de suministro fluvial de Grant.

El 5 de julio, el monitor se puso en marcha en compañía de Augusta y Eutaw y reanudó su viaje hacia el sur. Procediendo "con toda la rapidez posible", Tecumseh pronto llegó a aguas de Florida, en ruta para unirse al escuadrón de Farragut en el Golfo de México. Tecumseh estaba anclado en Pensacola el 3 de agosto cuando llegó una ráfaga de mensajes del Escuadrón del Golfo: uno del Capitán de Flota y el otro del propio Farragut. Ambos despachos evidenciaron la impaciencia del Almirante por atacar Mobile Bay. "Cuando no aceptes la fortuna de su oferta", escribió Farragut, "debes aceptarla como la encuentres". Esa noche, los marineros de la Unión trabajaron bajo los cañones de Fort Morgan y desactivaron y hundieron las minas amarradas confederadas ("torpedos") en el canal principal, en preparación para la próxima carrera de Farragut en la bahía.

Tecumseh llegó a la bahía de Mobile la noche del 4, lo que permitió que Farragut se moviera. Poco después de las 0600 del día 6, el escuadrón de la Unión de 18 barcos cruzó la barra en la marea de la inundación y se trasladó a la bahía con Tecumeeh a la cabeza de la furgoneta de monitores, Manhattan Winnebago y Chickasaw. Los acorazados pasaron entre los promontorios fortificados, a estribor de las fragatas de vapor de madera con blindaje más ligero, para tomar el fuego de los cañones pesados ​​en Fort Morgan.

Justo después de las 07:00, Tecumseh abrió fuego contra las baterías confederadas y se unió a la acción en serio. Mientras tanto, el escuadrón sur del contraalmirante Buchanan, centrado alrededor del pesado ariete acorazado Tennessee, se dirigió al encuentro de los atacantes. Tecumseh viró a la izquierda para enfrentarse al ariete confederado. De repente, a las 07.40, una tremenda explosión sacudió a Tecumseh hasta la quilla cuando hizo contacto con un temido "torpedo".

Ella comenzó a escorar rápidamente y los hombres se apresuraron a abandonar el barco. Comdr. Craven llegó al pie de la escalera que conducía a la cubierta principal simultáneamente con el piloto, John Collins. Craven dio un paso atrás y dijo "Después de usted, piloto", lo que permitió que Collins escapara. Su valentía le costó la vida a Craven, ya que el barco se hundió en 26 segundos espantosamente rápido. El monitor lo arrastró con ella mientras volcaba. Mientras rodaba y dejaba al descubierto las placas del casco, dos proyectiles precisos de Fort Morgan agregaron el golpe de gracia al barco condenado. Además de su capitán, otros 92 miembros de la tripulación de Tecumseh perecieron en el hundimiento, "intrépidos pioneros del camino plagado de muertes".


Tecumseh

Nuestros editores revisarán lo que ha enviado y determinarán si deben revisar el artículo.

Tecumseh, también deletreado Tecumthe, Tikamthe, o Tecumtha, (nacido en 1768, al sureste de Old Chillicothe [al norte de la moderna Xenia, Ohio, EE. UU.]; fallecido el 5 de octubre de 1813, cerca del río Támesis, Alto Canadá [ahora en Ontario, Canadá]), jefe indio Shawnee, orador, líder militar, y defensor de la alianza india intertribal que dirigió la resistencia india al gobierno blanco en el valle del río Ohio. En la Guerra de 1812 se unió a las fuerzas británicas para la captura de Detroit y la invasión de Ohio. Una batalla decisiva contra las tropas estadounidenses de William Henry Harrison terminó con la derrota y muerte de Tecumseh.


Artículos con Tecumseh de History Net Magazines

VIDEO: Batería H de la tercera artillería pesada de Pensilvania en Gettysburg

La editora de Civil War Times, Dana Shoaf, comparte la historia de cómo la Batería H de la 3.a Artillería Pesada de Pensilvania se encontró en medio de la Batalla de Gettysburg. .

Dan Bullock: el estadounidense más joven muerto en la guerra de Vietnam

PFC. Dan Bullock murió a los 15 años en 1969 y los esfuerzos para reconocer al joven marino afroamericano continúan y se destacan en este documental de Military Times. (Rodney Bryant y Daniel Woolfolk / Military Times).


El Tecumseh moribundo y el nacimiento de una leyenda

Al final de una larga galería en el Museo Nacional de Arte Americano del Smithsonian hay una tonelada de mármol que, después de casi 20 años de trabajo intermitente, fue completado en 1856 por Frederick Pettrich, un escultor de formación italiana nacido en Alemania. El sujeto es un hombre reclinado, de proporciones heroicas, cuya conducta noble y digna no se ve afectada por un agujero de bala en la sien derecha. Si se pasan por alto la herida y un hacha de guerra que se sostiene en la mano derecha, la figura podría ser la de uno de los campeones de la leyenda clásica & # 8212 un Héctor o Siegfried a punto de expirar & # 8212 que tanto atrajo a los artistas románticos de la Europa del siglo XIX. De hecho, la reluciente escultura blanca se titula El Tecumseh moribundo, pero cualquier parecido con el líder mortal Shawnee de ese nombre es pura coincidencia. Murió en batalla y fue desfigurado por soldados enemigos 25 años antes de que Pettrich comenzara este trabajo. Mientras estaba vivo, posó para ningún retrato conocido. Sin embargo, es particularmente apropiado que se trate de una figura imaginaria, ya que nadie más de la raza de Tecumseh y pocos de los demás han tenido un impacto tan poderoso y duradero en el imaginario colectivo estadounidense.

El verdadero Tecumseh nació alrededor de 1768 en el sur de Ohio al comienzo de una guerra esporádica pero ferozmente librada que no terminó hasta & # 8212 y en gran parte porque & # 8212 fue asesinado en 1813. En este conflicto, su Shawnee, el Miami, el Potawatomi y otras naciones de la región de los Grandes Lagos y el Valle de Ohio buscaron defenderse de los colonos blancos que fueron pioneros hacia el oeste a través de los Apalaches.

Tecumseh era un guerrero a los 15 años más tarde se convirtió en un renombrado comandante de campo y un carismático orador. A principios del siglo XIX, había concebido una federación panindia. En esta unión esperaba que se dejaran de lado las viejas rivalidades tribales para que los pueblos indígenas de los Grandes Lagos y el Valle del Mississippi pudieran actuar como uno solo para resistir al avance de los blancos. Desde una base en el río Tippecanoe en el norte de Indiana, viajó desde Canadá hasta el Golfo de México promocionando esta federación. Su ambición era probablemente imposible: la población india de este territorio era entonces de menos de 100.000 y la de los Estados Unidos de casi siete millones. Aún así, los rumores de lo que estaba haciendo alarmaron enormemente a muchos blancos fronterizos, incluido William Henry Harrison, el gobernador federal del Territorio de Indiana. Anteriormente un oficial del ejército regular, Harrison negoció con Tecumseh cara a cara en dos ocasiones y lo evaluó como "uno de esos genios poco comunes que surgen ocasionalmente para producir revoluciones y cambiar el orden establecido".

En el otoño de 1811, Harrison reunió a mil hombres y, cuando Tecumseh estaba fuera, realizó un ataque preventivo contra su base en Tippecanoe. Después de una breve pelea, varios cientos de guerreros de la guarnición se retiraron del pueblo. La llamada Batalla de Tippecanoe fue, en efecto, el primer enfrentamiento de la Guerra de 1812. En esa guerra Tecumseh luchó junto a los británicos porque, a diferencia de los estadounidenses, no estaban invadiendo tierras indias. En agosto de 1812, Tecumseh, al frente de un grupo multitribal de guerreros, y una fuerza combinada de milicias canadienses y regulares británicos rodearon Detroit. Temiendo una inminente masacre por parte de "hordas de salvajes aulladores", el anciano y enfermo Brig. El general William Hull rindió Detroit y su ejército de 2000 hombres (Smithsonian, Enero de 1994).

Los guerreros de Tecumseh pronto atacaron profundamente en los Estados Unidos, atacaron fuertes y enviaron aterrorizados colonos que huyeron hacia el río Ohio. Harrison, llamado nuevamente para comandar las fuerzas estadounidenses en Occidente, pasó casi un año convirtiendo a milicianos en soldados profesionales aceptables. En el otoño de 1813 invadió Ontario. El general británico Henry Procter retrocedió presa del pánico. Luchando casi continuamente durante cinco días, Tecumseh y 600 guerreros examinaron la retirada británica, pero el 5 de octubre Harrison alcanzó a Procter en el río Támesis, cerca de Moraviantown. El general británico huyó ignominiosamente después de que una sola andanada estadounidense se rindieran todas sus tropas regulares. Mientras tanto, Tecumseh colocó a sus hombres exhaustos en una zona de bosque pantanoso y les dijo que no se retiraría más. Habiendo terminado con los británicos, Harrison envió dragones e infantería a estos matorrales. Después de una hora de feroz lucha, Tecumseh murió, o presumiblemente. Al menos nunca más se le volvió a ver con vida. A todos los efectos prácticos, el movimiento de resistencia indio terminó en el noroeste. Pero el proceso que condujo a la escultura de Dying Tecumseh ya había comenzado.

El primer año de la guerra de 1812 fue humillante para Estados Unidos. Los líderes políticos y militares de la nación necesitaban urgentemente una victoria llamativa para restaurar la moral pública y su propia reputación. No se podía hacer mucho con el desdichado general Procter. Pero los indios derrotados eran otro asunto. Los primeros informes de batalla & # 8212 luego embellecidos con sangrientos detalles & # 8212 afirmaban que los valientes muchachos de Harrison habían superado a 3.000 magníficos guerreros liderados por el gran Tecumseh. Naturalmente, el público estaba ansioso por saber qué héroe estadounidense había derribado a este poderoso campeón de Shawnee. Satisfacer esa curiosidad fue & # 8212 y sigue siendo & # 8212 complicado por lo que podría llamarse el problema del habeus corpus.

Los guerreros que sobrevivieron a la batalla contaron varias historias. Se habían visto obligados a dejar el cuerpo de Tecumseh en el campo. Se lo habían llevado, muerto o herido de muerte, y lo habían enterrado en un lugar secreto que los blancos nunca encontrarían. En cuanto a los estadounidenses, ninguno de los que primero invadieron la posición de Tecumseh lo conocían. Pero encontraron a un indio muerto de aspecto impresionante que estaban convencidos de que era Tecumseh. Algunos cortan tiras de piel de este cuerpo para luego curtirlas para hacer cuchillas de afeitar y recuerdos de cuero. Cuando llegaron personas que sí lo conocían, algunos dijeron que el cadáver golpeado era de hecho de Tecumseh. Otros dijeron que no. Incluso Harrison no pudo identificarlo positivamente.

Sin embargo, varios estadounidenses iban a afirmar que habían vencido personalmente al líder Shawnee. El más destacado fue Richard Johnson, un político de Kentucky que luchó en el Támesis como comandante de caballería. Sea o no "El hombre que mató a Tecumseh", muchos de sus electores creían que lo era. Con partidarios coreando "Rumpsey Dumpsey, Rumpsey Dumpsey, el coronel Johnson mató a Tecumseh", Johnson fue elegido primero para el Senado de los Estados Unidos y luego, en 1836, para la Vicepresidencia. Con un poco de ayuda de otro jingle pegadizo, "Tippecanoe and Tyler Too", William Henry Harrison se convirtió en presidente cuatro años después.

Frederick Pettrich comenzó a trabajar en El Tecumseh moribundo en 1837, sin duda muy influenciado por estos acontecimientos políticos. Este fue ciertamente el caso de John Dorival, quien en 1833 pintó la inmensamente popular Batalla del Támesis. En el primer plano de una escena de batalla extremadamente ajetreada, Johnson y Tecumseh participan en un combate cuerpo a cuerpo. El primero blande una pistola, luce un alto sombrero de copa de dragón adornado con una pluma de avestruz y se sienta a horcajadas sobre un espléndido caballo blanco. Tecumseh, a pie, parece tener unos dos metros de altura, superando al caballo encabritado de Johnson. Lleva un tocado suelto fabricado con el plumaje de al menos cuatro o cinco águilas. Los gerentes de la campaña Vicepresidencial de Johnson compraron copias litográficas del trabajo de Dorival y las distribuyeron ampliamente. Otras pinturas de esta batalla, bastante similares en detalles heroicos e inexactitud, llegaron a decorar muchas barberías y bares del siglo XIX.

Por razones de obvio interés propio, los conquistadores de Tecumseh lo elogiaron primero como un "Aníbal-Napoleón rojo" y luego como un hombre de sagacidad, coraje y honor sobrenaturales. Típicamente, el Indiana Centinel, publicado en Vincennes, editorializaba: "Todos los escolares de la Unión ahora saben que Tecumseh fue un gran hombre. Su grandeza era la suya propia, sin la ayuda de la ciencia o la educación. Como estadista, guerrero y patriota, no mira su parecido de nuevo.

"Aproximadamente una década después de su muerte, Tecumseh se había convertido en El Noble & # 8212 de hecho el más noble & # 8212 Salvaje. Ciudades, negocios y niños & # 8212 William Tecumseh Sherman, por ejemplo & # 8212 fueron nombrados por él. En mi propio joven, que crecía en el sur de Michigan a 30 millas al oeste de la aldea de Tecumseh, todavía se creía que su rostro era el que aparecía en el centavo "Indian Head". Más tarde supe que el modelo de esta moneda era la hija de un grabador de la Casa de la Moneda de EE. UU., pero la leyenda generalmente prevalece sobre los hechos. Además de esculturas, pinturas, grabados en madera y otras obras pictográficas, desde su muerte han aparecido cientos y probablemente miles de artículos y libros, poemas épicos y dramas ocasionales sobre Tecumseh. La literatura de Tecumseh es ahora más voluminosa que la dedicada a William Henry Harrison o Richard Johnson, y casi toda ella es laudatoria. Excepto por Robert E. Lee, sans peur et sans reprocheNingún otro enemigo declarado de los Estados Unidos ha sido tan bien considerado durante tanto tiempo como Tecumseh.

Elogiar a los enemigos nobles & # 8212 una vez que están a salvo fuera del camino & # 8212 es parte de una larga tradición heroica. Pero con el paso del tiempo, el interés y la admiración constantes por Tecumseh ha planteado una pregunta que se ha vuelto más problemática para muchos estadounidenses. Es: "Si Tecumseh y su causa eran tan nobles, ¿por qué fue asesinado y mutilado?"

Con esto en mente, se me ha ocurrido que la escultura en el Museo Nacional de Arte Americano, el más masivo de los muchos monumentos conmemorativos al hombre, podría ser retitulado La venganza de Tecumseh.


Guerra de 1812

El 1 de junio de 1812, el Congreso de los Estados Unidos declaró la guerra a Gran Bretaña, comenzando la Guerra de 1812. En el Territorio del Noroeste, las diferentes tribus de nativos americanos encontraron sus lealtades divididas. Por su parte, Tecumseh trasladó a su pequeña banda de guerreros a Michigan para ayudar al general de división británico Sir Isaac Brock en el asedio de Detroit. Como las fuerzas británicas estaban estacionadas justo fuera del alcance de los cañones estadounidenses y apos, Tecumseh hizo que sus guerreros desfilaran repetidamente desde un área boscosa cercana y regresaran en círculos, haciendo que pareciera que su número era mucho mayor. Por temor a una masacre, el comandante estadounidense general de brigada William Hull se rindió. & # XA0


Un pueblo llamado Tecumseh

El Dr. Michael Patterson, quien fue uno de los primeros médicos educados del condado de Lenawee, contó hace muchos años una historia sobre cómo la aldea de Tecumseh adquirió su nombre. Fue durante la construcción de la Casa de la Compañía. Un grupo de primeros pobladores estaba sentado bajo un árbol almorzando, después de que varios nombres ya habían sido descartados, Musgrove Evans sugirió el nombre “Tecumseh”. Uno de los partidos se opuso diciendo: "Que Tecumseh había luchado del lado de los británicos y, por lo tanto, era un indio británico". Evans dijo que estaba equivocado y que "Tecumseh luchó por sí mismo y por su gente y era el indio de la naturaleza". Austin Wing, otro colono y financista anterior, estuvo de acuerdo diciendo: "Eso es un hecho, y uno de los ejemplares más nobles de Redman de la naturaleza".

Tecumseh fue un poderoso líder Shawnee que se opuso a los avances de los Estados Unidos en el territorio nativo americano. Su nombre traducido al inglés significaba "Shooting Star". Fue un orador inspirador y talentoso. Nacido en 1768, el padre de Tecumseh fue asesinado por hombres de la frontera blancos cuando Tecumseh era bastante joven. Mientras los Estados Unidos continuaban moviéndose hacia el oeste tomando las tierras de los nativos americanos, pasó la mayor parte de su vida luchando contra los colonos y tratando de que las muchas tribus se unieran contra el avance estadounidense. Muchos creen que Tecumseh visitó el área donde el pueblo llevaría su nombre, años antes. Había terrenos ceremoniales a lo largo del río Raisin que habían estado allí durante siglos. Aquí puede ser donde se dirigió al Pottawattamie local que habitaba el área.

Al ponerse del lado de los británicos para detener el avance estadounidense, Tecumseh perdería la crucial Batalla de Tippecanoe en Indiana y la Batalla del Támesis en Ontario, que cobraría su vida en 1813. Debido en gran parte a la muerte de Tecumseh, las tierras de los nativos americanos serían tomadas por Los estadounidenses como Estados Unidos se movieron cada vez más hacia el oeste.

Todavía es admirado hasta el día de hoy por defender a su pueblo y tratar de unirlos para salvar sus tierras.


Tecumseh Products Company fue fundada en 1934 por el fabricante de herramientas y matrices Charles Floyd Sage (también conocido como "Bill") junto con el empresario Raymond Herrick. Aplicaron conceptos de producción en masa aprendidos del fabricante de automóviles Henry Ford a la producción de compresores de refrigeración.

Tras el estallido de la Segunda Guerra Mundial, se recurrió a Tecumseh Products Company, como muchas empresas estadounidenses, para ayudar en el esfuerzo bélico. Tecumseh Products Company utilizó sus instalaciones para fabricar proyectiles de artillería para las fuerzas aliadas. Tras el final de la guerra, Tecumseh Products Company continuó su producción de compresores de refrigeración y se expandió a la fabricación de compresores para unidades de aire acondicionado. Los compresores Tecumseh también se utilizaron para los catálogos de los grandes almacenes Sears.

En 1956, Tecumseh Products Company compró Lauson Manufacturing Company, que fue fundada en 1895 por John Lauson. En el momento de la compra en 1956, Lauson Manufacturing Company se había convertido en uno de los mayores fabricantes de pequeños motores de gasolina en los Estados Unidos.

También en los años 50 Tecumseh compró la empresa de motores Power Products. Sus motores eran populares en muchas marcas de motosierras en ese momento, incluida la marca David Bradley que poseía Sears. [3] Este tipo de motor se construyó como motores quitanieves de 2 tiempos hasta que cesó la producción en 2008.

En 2007, las antiguas líneas de productos de motores de gasolina y trenes de potencia de la compañía se vendieron a Platinum Equity LLC. En diciembre de 2008, la empresa cerró su división de fabricación de motores. Posteriormente, Tecumseh Power vendió su negocio de transmisiones Peerless a Husqvarna Outdoor Products. En 2009, Tecumseh Products completó un traslado de Tecumseh, Michigan a Pittsfield Charter Township, Michigan. [4]

Tecumseh cerró sus puertas en febrero de 2009 cuando Platinum Equity LLC anunció que Tecumseh Power Company había vendido ciertos activos de su negocio de motores a Certified Parts Corporation, incluido todo el inventario de piezas de motor existentes y sin terminar, herramientas para fabricar productos terminados y ciertos activos de propiedad intelectual.

Las acciones de la empresa (NASDAQ: TECUA) comenzaron el año [ ¿Cuándo? ] cotizando a 4,78 dólares por acción y subió rápidamente desde mediados de enero hasta mantenerse relativamente estable en aproximadamente 8,50 dólares por acción desde principios de marzo.

En 2015, Mueller Industries y Atlas Holdings completaron la compra de Tecumseh. [5]

Innovaciones Editar

  • Primer compresor sellado herméticamente - Introducida en 1938, esta innovación aumentó en gran medida el rendimiento y la vida útil de los refrigeradores domésticos y comerciales.
  • Aire acondicionado de primera ventana - En 1947, Tecumseh Products Company diseñó y suministró el compresor para la primera unidad de aire acondicionado de ventana.

Tecumseh Products Co., con sede en Pittsfield Township, junto con unidades de Whirlpool Corp. con sede en Benton Harbor, así como una división de un proveedor danés de piezas, acordaron en 2013 un acuerdo en una demanda por fijación de precios. El acuerdo le costó a Tecumseh aproximadamente $ 7 millones, según un informe de Crain’s Detroit Business. La demanda, que se consolidó ante el juez de distrito estadounidense Sean Cox en 2009, se centra en una reunión secreta entre ejecutivos de las empresas, así como Panasonic Corp. y una empresa de componentes con sede en Italia. Según Crain's, el grupo supuestamente se reunió en un hotel en 2004 como parte de una conspiración para inflar el precio de los compresores. Crain's informó que el acuerdo totalizó $ 41 millones y debe ser aprobado por el juez Cox antes de que se implemente. La parte de Tecumseh representa el 2,7 por ciento de las ventas de la empresa entre febrero de 2005 y diciembre de 2008. [6] [7]

En 2007, las antiguas líneas de productos de motores de gasolina y trenes de potencia de la compañía, que es por lo que la compañía era más conocida, se vendieron a Platinum Equity LLC, que opera como Tecumseh Power. Los productos de motor Tecumseh se vendieron en un momento en más de 120 países. En diciembre de 2008, la empresa cerró su división de fabricación de motores. [8] Tecumseh Power vendió su negocio de transmisiones Peerless a McDermott Outdoor Products. [8]

El 10 de febrero de 2009, Platinum Equity LLC anunció que Tecumseh Power Company había vendido ciertos activos de su negocio de motores a Certified Parts Corporation. Esto incluyó la venta de inventario de piezas de motor existentes y sin terminar, herramientas para fabricar productos terminados y ciertos activos de propiedad intelectual. Certified Parts Corporation también asumió la responsabilidad de la garantía de las ventas anteriores de motores. [9]

En una entrevista publicada por La Gaceta de Janesville El 10 de febrero de 2009, el presidente de Certified Parts Corporation, Jim Grafft, dijo "que planea trasladar la operación del motor al condado de Rock, Wisconsin, donde posee tres instalaciones en Janesville y una en Edgerton, e inicialmente suministrará piezas para los motores Tecumseh Power". Grafft también dijo que su empresa podría eventualmente reanudar la producción de motores, que Tecumseh Power cesó en diciembre de 2008 ".

El 1 de septiembre de 2010, Certified Parts Corporation (CPC) de Janesville, Wisconsin, anunció que había firmado un acuerdo con LCT, (Tecnología de combustión líquida) de Travelers Rest, Carolina del Sur, para fabricar conjuntamente motores refrigerados por aire para energía al aire libre. mercado de equipos. El acuerdo proporcionó a CPC capacidades de ingeniería, fabricación y ventas que le permitieron reintroducir la línea Snow King de motores quitanieves y otros motores anteriormente fabricados y vendidos por Tecumseh Power. Los motores están representados exclusivamente por LCT, y se venden bajo las marcas Snow King, Lauson y LCT y son atendidos exclusivamente por CPC y la red existente de concesionarios / distribuidores de Tecumseh Power. Tradicionalmente, la línea de motores Snow King había propulsado más lanzadores de nieve que todas las demás marcas juntas. [10] La oferta de productos de motores de gasolina de 4 tiempos horizontales de LCT se amplió con este acuerdo y permitió que CPC y LCT proporcionaran motores verticales de un solo cilindro y motores bicilíndricos en V a los fabricantes de equipos eléctricos para exteriores. [11]


Tecumseh I - Historia

Tecumseh (1768-1813) fue un gobernante inteligente y ampliamente respetado de los indios nativos Shawnee que habitaban regiones de América a principios del siglo XIX. Los registros históricos disponibles indican que probablemente nació en marzo de 1768 cerca de la actual región de Springfield en Ohio.

El nombre Tecumseh, en Shawnee nativo, significa vagamente "la estrella fugaz" o "pantera agachada al acecho". Estos dos significados hasta cierto punto significan su carácter, ya que era un líder agresivo, rápido y agudo.

El padre de Tecumseh se llamaba Puckshinwa, un jefe de guerra del pueblo Shawnee. No hay muchos detalles disponibles sobre su madre, Methotaske, aunque se cree que tenía algo de sangre Creek.

Tecumseh gobernó poco después de la Guerra Revolucionaria, cuando los colonos estadounidenses comenzaban a expandirse hacia el oeste. Está catalogado como uno de los líderes más astutos que se oponían a la idea de que los extranjeros habitaran la tierra de la comunidad nativa. Los hechos históricos afirman que lideró un grupo llamado Confederación Tecumseh en un intento por resistir cualquier forma de invasión en su tierra.

Tecumseh estaba particularmente interesado en proteger la tierra entre los valles de Ohio y Mississippi y, por lo tanto, reunió su poderío militar para resistir cualquier intento de tomarla. Aunque no tuvo éxito en sus intentos, su gobierno de principios lo convirtió en una figura respetada en varias culturas.

Los primeros días

Se cree que Tecumseh nació a orillas del río Scioto en la actual ciudad de Chillicothe. Cuando era un niño, su padre fue asesinado por soldados blancos que habían atacado su tierra natal en violación de un tratado reciente. Durante la infame batalla, comúnmente conocida como la Batalla de Point Pleasant que tuvo lugar durante el reinado de Lord Dunmore, se afirma que estaba tan amargado por la pérdida de su padre que juró convertirse en un guerrero para asegurar su territorio del pueblo.

Cuando tenía 15 años, después de que la revuelta estadounidense había llegado a su fin, Tecumseh se unió al ejército de Shawnee y prometió detener la invasión blanca de su territorio atacando a los colonos y los barcos que viajaban por el río Ohio. Se dice que su estrategia de batalla fue tan eficaz que el tráfico fluvial prácticamente se detuvo.

Su familia

Los historiadores creen que cuando los padres de Tecumseh se conocieron, su tribu vivía en algún lugar de la actual Alabama junto a la tribu Creek, ya que los iroqueses los habían expulsado de su tierra natal durante las Guerras de los Castor del siglo XVII.

Alrededor de 1760, se dice que Puckshinwa trasladó a su familia al norte, donde fundaron un asentamiento. Poco después de establecerse en esta nueva región, Puckshinwa participó en la guerra franco-india.

Guerra

Tecumseh creció en Ohio Country durante la Guerra de Independencia de los Estados Unidos y la Guerra de los Indios del Noroeste, donde estuvo continuamente expuesto a la guerra. Con los invasores que continuaban invadiendo el territorio indio, los Shawnee fueron empujados cada vez más hacia el noroeste. A principios de 1800 & # 8217 se establecieron en regiones alrededor de la actual Indiana.

Es en este momento que Tecumseh vio la necesidad de establecer un estado independiente para su pueblo. Reclutó tribus adicionales en preparación para una lucha para asegurar el área de una invasión externa.

A principios de 1812, con el apoyo de hombres británicos de Canadá, luchó y venció a las fuerzas estadounidenses para capturar Fort Detroit. Sin embargo, fue atacado por los estadounidenses al año siguiente en una batalla conocida como la Batalla del Támesis, donde fue asesinado a tiros.

Después de su muerte, las diversas tribus se disolvieron, los canadienses-británicos abandonaron a su pueblo y el sueño de un estado indio independiente fue abandonado. Los colonos estadounidenses tomaron posesión de todo el territorio y llevaron a las comunidades locales a las reservas o más al oeste.

El sueño panindio

Frustrado por las comunidades indígenas que vendieron tierras a los colonos blancos, Tecumseh propuso que las comunidades se unieran. Quería establecer un sindicato lo suficientemente fuerte como para detener la venta de tierras a los invasores.

Sus ideas lo pusieron en conflicto con el gobierno estadounidense. Los británicos que se establecieron en Canadá dieron su apoyo a Tecumseh formando una coalición que reunió a todos los miembros de las tribus indias y las fuerzas británicas en un esfuerzo por frustrar el expansionismo estadounidense. Su decisión de comprometer su vida luchando por la libertad de las tribus indígenas elevó su posición entre sus pares.

Tensión creciente

Para el año 1810, Tecumseh había logrado reunir suficiente poder financiero y físico para atacar a los estadounidenses. Pronto, se enfrentó directamente con el gobernante del territorio de Indiana, Henry Harrison. En ese momento, Indiana cubría los actuales Illinois, Indiana, Michigan y Wisconsin.

A finales de 1810, Tecumseh conoció a Harrison en lo que se denominó el Concilio de Vincennes. Durante esta reunión, Tecumseh pronunció un discurso muy duro dirigido a Harrison exigiendo que se devolviera el territorio indio. Sin embargo, lo que se suponía que iba a ser una reunión diplomática se convirtió en una rivalidad. Los estadounidenses se sintieron desafiados a ir a la guerra. Tecumseh por su parte había hecho un punto y parecía dispuesto a defender su opinión por cualquier medio necesario. Estos eventos llevaron a una serie de batallas que enfrentaron a los hombres de Tecumseh & # 8217 junto con las fuerzas británicas contra el gobierno estadounidense.

Batalla de Tippecanoe

Una de las batallas más memorables en las que Tecumseh dirigió a sus hombres fue la Batalla de Tippecanoe. Entonces, esa región de América estaba bajo el liderazgo del gobernador Harrison. Los registros históricos disponibles afirman que después de recibir la noticia de que Tecumseh se estaba preparando para la guerra, el gobernador rápidamente movilizó a su milicia para contrarrestar cualquier ataque de los Shawnee. Hizo marchar a sus tropas de Vincennes a Tippecanoe y luego a Prophetstown. El 7 de noviembre de 1811, los hombres de Harrison lanzaron un ataque contra Prophetstown obligando a los indios a retirarse de su campamento después de la batalla hacia terrenos más seguros. Las tropas estadounidenses incendiaron la ciudad y regresaron a Vincennes.

Esta batalla fue un golpe para los esfuerzos de Tecumseh y resultó en la pérdida de confianza en su hermano que estaba a cargo como el profeta principal de la ciudad. Sin embargo, comenzó a reconstruir en secreto una alianza en un intento de lanzar ataques de represalia.

El asedio de Detroit

Poco después de la batalla de Tippecanoe, los estadounidenses entraron en guerra con los británicos.
A mediados de 1782, Tecumseh había logrado reunir más apoyo en su búsqueda de la victoria. Incluso había recibido el apoyo directo del ejército británico bajo la dirección de Sir Isaac Brock.

With a new strategy and with more sophisticated equipment and logistical support, Tecumseh managed to raid Detroit and reclaim it from the Americans. This victory elevated his relationship with the British.

It is claimed that the next British commander who took over honored Tecumseh for his instrumental role in the Battle of Detroit by giving him a sash and offering him a senior position in the British army. However, Tecumseh refused the position and gave the sash away.

The British victory at Detroit did not last long as the American forces captured a strategic British military post on Lake Erie and cut the supply lines. After this, the British were forced to retreat further northwards, which they did after burning the city of Detroit into ashes.

The Battle of the Thames

Tecumseh’s relationship with the British began to decline as he did not agree with their new commander, Henry Procter, over warring tactics. Procter did not support war between his territory and America. He preferred withdrawing into the North over fighting. Contrastingly, Tecumseh was eager to launch a decisive battle against the Americans to end their military might.

Meanwhile the American forces were busy eating into the northern territory and Tecumseh was hard put to stop this worrying trend. He made a deal with Procter to combine their armies at Ontario to stop the American insurgents from taking over more of the Shawnee’s land. However, Procter did not honor the deal and left Tecumseh to fight alone despite numerous pleas for support.

In October of 1813, the American forces attacked regions near Moraviantown and achieved victory over the Native American and British forces. In this encounter, dubbed the Battle of Thames, Tecumseh was killed. As a result, most of the tribes that had been under his command surrendered to Harrison.

His Death

Historians differ about the circumstances surrounding Tecumseh’s death. Some claim that he was killed by Col. Richard Johnson during a cavalry attack. Others, like Peter D. Clarke, claimed that he was shot by one of Harrison’s army men though he did not state who in particular. He further went on to claim that his body was found by his friend where he had laid down to die, untouched.

Tecumseh’s Legacy

Although he was unsuccessful in creating a free state for his native American tribesmen, Tecumseh’s courage and unending determination make him an admirable figure to many Americans and historians. The city of Ontario is home to one of his most notable plaques which was erected in his honor and in commemoration of his long-lived friendship with the British. It resides in Tecumseh Park, located along William Street.

The U.S. Naval Academy in Maryland has Tecumseh Court which features a bust of Tecumseh. The bust is often used to mark special days. In addition, the American Navy commemorated the important role played by Tecumseh in history by naming four of their battle ships USS TECUMSEH.

Tecumseh is honored in Canada for his immense contribution to its repulsion of an American attack in 1812. The tributes erected in his honor include being ranked 37th in the list of the Greatest Canadians, artistic paintings—some of them putting him in a British uniform—and a portrait which hangs in the Canadian Military Institute.

There are also a number of towns which have been named in his honor in the province of Ontario, states of Michigan, Kansas, Oklahoma, Missouri, and Nebraska.

Tecumseh’s role in America’s and Canada’s histories is no doubt an important one. Not only do his actions mark him as a hero among his friends and foes but his sense of determination remains crystal clear in the minds of many scholars to date.

One response to “Tecumseh”

I have been doing my own family genealogy research and study on both sides of my family now for 3 to 4 years, but I research the truth, the whole truth and nothing but the truth. From everything that I am finding out about my families is so far beyond incredibly amazing, Tecumseh is my 2nd Great Grandfather and his son, my Great Grandfather is Jacob Zachariah Watts. Even though my Jacob Zachariah Watts is listed on the Dawes Rolls as full blood Cherokee, he is half Muskogee (Creek) and half Kituwah (Cherokee). Another incredibly amazing but extremely interesting fact is that Tecumseh was born on March 9, 1768, because I was born on March 16 as well. So, my 2nd Great Grandfather and I, we share the same birth month as each other’s… How cool is that?


Tecumseh: The Driving Force Behind the Native American Confederacy

William Henry Harrison was the son of a moneyed Virginia farmer. He trained in the classics, was hardened as a U.S. Army officer and briefly served as the ninth president of the United States. He considered his greatest rival the Shawnee leader Tecumseh, calling him "one of those uncommon geniuses, which spring up occasionally to produce revolutions and overturn the established order of things."

Consider that for a second: A white man of privilege, charged with stealing the land of Native Americans in the name of a nascent but overwhelmingly powerful nation — and killing any "savages" in his way — praising the man who would send his warriors against him.

That gushing respect explains how Tecumseh became a legend in his time, among both friends and foes. It's a legend worth examining now, more than 200 years after his death, as America grudgingly faces a long overdue reckoning with its treatment of Native Americans and other people of color.

"Most biographers, it seems to me, fall into one of two categories. They either fall in love with their subject, or the more they read about him, the more they write about him, they can't stand him," says historian R. David Edmunds, the author of 1984's "Tecumseh and the Quest for Indian Leadership," and a Professor Emeritus in history at the University of Texas at Dallas. "I would argue mine may be somewhere in the middle. But you still can't really deal with Tecumseh, I think — most of us — without walking away thinking, 'This man is really something special.'"

The Early Life of Tecumseh

Born in 1768 in present-day Ohio, Tecumseh grew up in war. His father was killed in 1774 attempting to beat back encroaching colonists from Virginia. A few years later, in the American Revolutionary War — before Tecumseh was 10 years old — the Shawnee and other Native American bands sided with the British against the ever-intruding American forces.

Tecumseh may have seen his first battle in 1780, before the end of the Revolution, and took part in many more in the decades to come. In 1785, a war for the Northwest Territory — what is now known roughly as the states of Ohio, Indiana, Illinois, Michigan, Minnesota and Wisconsin — between Native Americans and the new Americans began. Not long into that extended campaign, Tecumseh, in a group that included many tribes including the Shawnee and Cherokee, faced a turning point in his life while attacking flatboats carrying merchandise along the Ohio River.

The raids on the boats turned brutal, with the American Indians torturing and, sometimes, burning their prisoners alive. Tecumseh, though, stood up to his Native American brothers and denounced the violence. From "Tecumseh: A Life," in which biographer John Sugden quotes Stephen Ruddell's memoirs of his time spent with Tecumseh:

"If Americans could have designed an Indian in 'the noble savage' image," Edmunds says, "it would have been Tecumseh."

Coming of Age

Tecumseh distinguished himself in battle over the years, but he was perhaps best known, and most admired, for pulling different tribes together in a so-called Indian confederacy. Beginning in the early 1800s, he and his brother, Tenskwatawa, known as The Prophet, organized a group of thousands of Native Americans from several tribes, eventually siding with the British against the Americans in the War of 1812.

The Prophet provided a spiritual side to the movement, while Tecumseh added a political edge. Tecumseh was recognized as an outstanding orator, able to rally his far-flung forces, negotiate a tricky alliance with the British, and to stand up to the always increasing demands of the white man.

He had mixed success in enlisting tribes into his confederacy. Some Shawnee, in fact, did not side with him. But Tecumseh's message was always the same.

"The real problem that tribal people had in dealing with the Americans was that they approached their response to the American invasion on a tribal basis. Tecumseh was a man who said, 'We have to come together and stand together. If we don't, they're going to pick us off bit by bit by bit,' which was true," Edmunds says. "'We have to stand and say that land ownership is a Native American phenomenon, not a tribal phenomenon. It's not Shawnee land, it's not Cherokee land, it's not Creek land, it's not Delaware land. We all own it. Together.'"

That message, though, did not sit well with the U.S. "Their policy was, essentially, just pick away with it until there was nothing left," Edmunds says. "So that message was very frightening to American politicians in the early 19th century."

The Tecumseh Legacy

During the War of 1812, Tecumseh and his warriors joined British and Canadian forces in repelling Americans in the Siege of Detroit. The threat of Tecumseh and his fellow tribesmen was enough to scare an aging American commander into surrendering Fort Detroit and its 2,500 soldiers without a shot fired.

Afterward, Tecumseh and his men struck at forts within the U.S., terrifying settlers in this still-new area of the American frontier. But by September 1813, the Americans had regrouped, retaken Detroit and forced the Brits and Tecumseh's band north and east. The Americans were led by Harrison, who through the years had held at least two face-to-face negotiations with Tecumseh.

When the Battle of Thames broke out in southwestern Ontario, Canada, Oct. 5 of that year, the small band of British quickly retreated — their alliance with the Native Americans never was a solid one — leaving Tecumseh and his few hundred warriors to face Harrison and the Americans alone. Overwhelmed, Tecumseh was killed by who was never clear, and what happened to his body is also a mystery. His forces quickly fled upon news of his death. Ironically, despite his attempts at unifying Native American tribes, more Shawnee fought with the Americans in that battle than fought at Tecumseh's side.

After Tecumseh's death, the great pan-Indian confederacy soon disbanded. And the notion of Native Americans joining together in the face of an unrelenting assault on their land died, too.

But what one man accomplished in keeping the dream alive did not.

"Tecumseh, in my opinion, is the most remarkable Native American leader in American history," Edmunds says. "He is a man of character he is a man dedicated to his people. He is a man far ahead of his time in thinking. He is a man admired by both his friends and his enemies.

"He's a man whose death adds to his mystique. As he passes out of life, he passes into myth. He's a remarkable, remarkable person."


The 5 worst Engines in Power Equipment History

I am always writing about the “Top 10 this” or the “Top 5 of that”. I figured it was about time to put it out there and talk about the down and dirty part of the industry. The list below is based upon personal experience and I figure some of you may have different views.

Nobody likes to call out specific brands or models for fear of upsetting them, here is my stab at it. I have complied a list of engines that fell short of expectations from a parts perspective and a repair shop perspective with over 100 years of experience.

Most of these engines made the list due to unreliability. Improper application was not considered on purpose as to get a true feel for the engine, plus engineers paid far better than I am go to school to figure things out. So you can blame the engine or the equipment manufacture’s engineers.

5. The Kohler 35 HP – CH980. This beast of an engine comes with a whopping 35HP and 54.5 ft. lbs. de torque. It also comes with a top mounted oil filter? Good luck changing the oil when it’s on your machine. Oil everywhere! They also have a slight problem with head gaskets and can be known as oil leakers. We hear this engine’s nickname is “the devils engine.”

4. The Honda 24 HP Engine – This Twin Cylinder offering from Honda was set to be all the rage. However, it was owners flying into a rage when it would blow head gaskets after 8 hours. Perhaps it’s a case of poor application on a leaf loader, where a single leaf can blow a head gasket. One must think. Even better, Honda will not cover under warranty!

3. The LCT Engine – This is a relatively new engine that has popped up on the market. It’s becoming a popular choice on leaf loaders, snow blowers, and push blowers. As the saying goes “You get what you pay for.” This engine struggles with high ethanol in gasoline. We are servicing these engines where after only a few months, ethanol dissolved the rubber off of the needle tip, resulting in sticking needle valves. My mechanics also state it is a very unfriendly engine to work on, never mind trying to find parts for it.

2. The Briggs 9HP Intek Engine – This engine was the engine of choice on push blowers, aerators and Trac-vac systems up until our front runner took over the spot. I am usually a fan of Briggs but this engine just could not stand up to the constant work. It was famous for blown heads, in fact, Briggs ended up developing a Head kit for the problem! You know it’s bad when Google finishes typing what you are searching because it has been searched so much.

1. The Robin-Subaru 9 HP – This engine lands at Number 1 because it’s actually is worse than the engine it replaced. Now, the name Subaru instills quality and dependability but I believe the engine may have too much Robin in it. Among its many problems are head gasket issues, warped head, and bad timing chains. The price is great on these engines, but the money saved is nothing compared to the frustration it can cause.

There are a few honorable mentions on this countdown like the Honda GC160, Kohler Courage, Kawasaki FJ180. Any engine can be frustrating if it does not start and any engine maker can have one bad apple.

Do you have any recommendations for this list? Don’t be shy and show me where the love is!


Ver el vídeo: Tecumseh at Tuckabatchee: Fact and Fiction by Kathryn Braund (Febrero 2023).

Video, Sitemap-Video, Sitemap-Videos